Despertando a los Negocios

3 Formas De Adquirir Una Casa Sin Crédito Hipotecario

préstamos con liquidez

Existen tres principales opciones para adquirir una casa, sin necesidad de tener crédito Infonavit. Foto: Cuartoscuro.

Directora de Marketing y Planeación Estratégica de Tu Casa Express.

Tener una casa propia es el sueño que muchos desean hacer realidad. Sin embargo, algunas personas tienen impedimentos para cumplirlo, por ejemplo, no ser derechohabientes de alguna institución gubernamental.

Además, algunos no pueden comprobar ingresos para sacar un crédito hipotecario. La interrogante latente es ¿cómo comprar una casa sin crédito Infonavit?

Actualmente, existen tres principales opciones para adquirir un bien inmueble, ya sea a través de créditos gubernamentales, por créditos hipotecarios mediante una institución bancaria bajo los esquemas de financiamiento inmobiliario.

Este último método llegó en los 70 a América Latina y en los 90 se quedó en México como una alternativa para la adquisición de inmuebles.

Estas alternativas tienen sus pros y sus contras, pero pueden ser el inicio de la inversión que cambiará tu vida para siempre. A continuación, encontrarás más detalles, así como las instituciones detrás de ellas.

Sociedad Hipotecaria Federal

Es una institución perteneciente al sistema bancario mexicano, la cual se apoya de intermediarios para brindar un financiamiento dirigido a asalariados, formales e informales y profesionistas sin afiliación al Infonavit Fovissste.

Existen diferentes plazos y esquemas para comprar una propiedad, que van de los 5 hasta 25 años. Es necesario contar con un enganche mínimo del 20 por ciento del valor del predio, comprobar ingresos y no estar en buró de crédito.

Instituciones bancarias

Otra opción es solicitar un crédito hipotecario bancario, el cual es otorgado por sistemas bancarios comerciales, un producto común en el mercado y que representa una competencia ante los créditos gubernamentales con tasas de interés bajas.

Sin embargo, hay que considerar que se adquiere un compromiso a pagarlo, de acuerdo con las condiciones establecidas en el contrato por lo que hay que leer todo, hasta las letras chiquitas.

Para tramitar este tipo de créditos es necesario cumplir con requisitos como mantener buen historial crediticio, ingresos mínimos comprobables de entre 15 y 20 mil pesos mensuales, contar con capital inicial, antigüedad en tu actual empleo, así como aval.

Financiamiento Inmobiliario

Una de las alternativas poco conocidas, pero con más beneficios para los que desean adquirir un patrimonio es el financiamiento inmobiliario. Una de las ventajas que ofrece este modelo de adquisición es que puedes comprar, construir incluso remodelar tu vivienda.

Los requisitos son mínimos pues solo se necesita ser mayor de edad, comprobar domicilio, una identificación oficial, así como conocer el valor de la propiedad y saber cuánta cantidad puedes pagar al mes.

Existen varias empresas que son una opción para los que no son derechohabientes, ayudan a personas sin acceso a un crédito gubernamental bancario para adquirir su patrimonio.

Consejos

Algunas recomendaciones básicas que puedes tomar en cuenta, si tu intención es comprar un bien inmueble y no cuentas con acceso a Infonavit Fovissste, son las siguientes:

– Ten un buen esquema de ahorro. Antes de adquirir una casa, deberás ahorrar una cantidad que sirva para pagar el enganche, aportación inicial de un plan financiero las primeras mensualidades. Éste puede ir del 10 al 30 por ciento del valor de la propiedad; sin embargo, existen planes en los que se puede iniciar un plan de ahorro en el financiamiento inmobiliario, donde un tercero administrará el recurso de manera legal y transparente.

– Conoce y reconoce tu estatus financiero. Haz una evaluación de tus finanzas donde verifiques si tu estado financiero es óptimo para iniciar la compra de un inmueble. Si bien las mensualidades por una casa departamento pueden llegar a implicar un sacrificio para ti, el ser constante, aunado a tus ingresos mensuales, te dará las posibilidades de ser acreedor a un financiamiento hipotecario sin ningún problema.

– Investiga tus opciones. Antes de solicitar crédito debes investigar los beneficios que te ofrece cada institución, los plazos, mensualidades y, sobre todo, las penalizaciones de pago. Haz que el plan que elijas sea de acuerdo con tus posibilidades y necesidades, pues la vida de un financiamiento va de los 5 a 15 años.

Tener una casa es un sueño alcanzable, que con constancia y disciplina en tus finanzas podrás hacer realidad en poco tiempo.

Si quieres enterarte más del tema acerca de préstamos con liquidez entonces da click en el enlace y obtendrás novedades.